10 de enero

¿Por qué nos impresiona tanto conocer a una persona famosa?

Es 10 de enero de 2019

Querido diario…

En mi paso profesional por diversos hoteles de gran lujo, he sido capaz de observar esta extraña tradición que nos lleva a perseguir, acosar o a esperar varias horas con tal de que una persona famosa nos salude, nos firme en una postal o se haga un selfie con nosotros. Voy a tratar de analizarlo desde dos puntos de vista a ver qué saco de estas experiencias.

Por un lado, quiero verlo des del lado más útil. Nos ilusiona ver a determinadas personas famosas porque nos apasiona lo que hacen y nos encantaría poder dedicarnos a profesiones similares. Bien, lo acepto. Otro punto a favor que le puedo encontrar puede estar en que nuestra admiración por esa persona nos lleve a tomar acción en la vida y por fin apostar por perseguir nuestros sueños. Esta me gusta incluso más. Y ya está, no se me ocurre nada más en este sentido.

Ahora viene el análisis por el cual siento que vivimos en una sociedad que se contradice por cada acción que realiza. De verdad, padres del mundo, ¿veis normal que porque el grupo favorito de tu hija duerma en el hotel, os gastéis más de 400€ para cenar en un lugar en el cual no van a aparecer ninguno de los integrantes del grupo? 

Luego nos quejamos de que la juventud no sabe hacia dónde va, pero es que con lo que nos enseñan… Bueno, me he crecido un tanto al creerme parte de la juventud, mis entradas y canas van reflejando lo contrario. 😂😂 No entiendo qué sacamos enseñando una foto a otra persona con un@ famos@. ¿Qué esperas que diga el o la que la vea? Toma, aquí tienes todo mi reconocimiento en forma de: ¡ese/a ti@ como mola se merece una olaaaaa! 

Y no te lo tomes a mal, que yo reconozco que también lo hecho y me he preguntado qué he ganado con ello. Después de analizarlo aún no he encontrado respuesta, por ello escribo este tipo de diarios absurdos que me sirven de terapia. Por cierto y después de haber visto pasar a varios famosos por delante de mí, solo puedo deciros una cosa: ¡Son personas!

De verdad. Yo no lo sabía. Por lo que me ha hecho creer la sociedad yo me los imaginaba altos, esbeltos, sin una arruga, en resumen superhéroes. Y son como tú y yo, ni menos ni más, simplemente personas que van en busca de la felicidad. Dejémoslos en paz y todos ganaremos. Nosotros no necesitaremos reconocimiento ajeno y ellos se podrán sentir más libres. Bueno o podemos seguir igual y vivir en la contradicción suprema.

Me piro a cenar.

 

Main photo by Edwin Andrade

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

sígueme en

Contacto



Para cualquier tipo de colaboración puedes
escribirme a marc@dreamingpass.com o
hacer click en contacto.

Dreamingpass © 2018